¿Se viene un cambio generacional en Pittsburgh?

Cada temporada siempre se escriben diferentes historias, de superación, mejores finales que en el cine y dramas, en esta ocasión será de un equipo muy histórico que se aproxima a la reconstrucción.

Los Steelers siempre han sido un equipo que ha dado muestras de gran poderío, ya sea a la defensiva o a la ofensiva y cuando han logrado tener ese poderío a los dos lados del balón son de temer. 

Es verdad que Pittsburgh no ha bajado la guardia recientemente con Mike Tomlin como su entrenador en jefe, teniendo el mejor récord para un HC de los Steelers, pero ¿qué ha logrado realmente desde que en el 2006 tomó los controles? .

Tomlin con el equipo conquistó un Super Bowl un par de años después, con el cual logró ser la franquicia más ganadora de todos los tiempos, quedando cerca de obtener su séptimo campeonato, pero fueron superados por los Green Bay Packers.

El equipo se empezó a hacer viejo, muchos jugadores se retiraron, fueron liberados por el equipo pero no se buscaba a la nueva generación y por momentos se olvidaba la defensiva y la protección a Ben Roethlisberger.

Prueba de todo esto han sido varios enfrentamientos en los que el equipo sufrió derrotas bastantes dolorosas frente a rivales divisionales o los equipos podían detenerlos y moverles el balón por tierra o aire a placer.

El QB franquicia amenazaba con retirarse y era claro, estaba físicamente muy lastimado, el equipo poco lo protegía y cansado por la derrota, la gerencia reforzó su defensiva con un TJ Watt. Tras una seria de estira y afloja Roethlisberger regresó, pero la gerencia tomo un plan B para el futuro, cosa que al jugador no le gustó para nada.

Era el 27 de abril de 2018, segundo día del Draft 2018, en la pizarra habíamos visto pasar grandes nombres, unos causaban algarabía, abucheos y otros incertidumbre. Los expertos decían que este Draft era muy nutrido en la posición de QB y pasaron 5 nombres en la primer ronda: Baker Mayfield, Sam Darnold, Josh Allen, Josh Rosen y Lamar Jackson.

A Pittsburgh llegó en una tercera ronda Mason Rudolph. Los Steelers empezaba a planear la sucesión, pero no la veríamos tan próxima; en el siguiente Draft se reforzó a la defensiva con el nombre estrella de Devin Bush, todo hasta el momento se lucia bastante bien, los fans volvían a soñar.

Septiembre 9, domingo por la noche partido inicial de la temporada, los Steelers se medirían con el actual campeón. Inicia el partido, Tomlin se veía serio y después frustrado, su equipo se encontraba inoperante, la ofensiva no lograba mover el balón, la línea ofensiva no podía darle la comodidad a Big Ben para lanzar, los receptores dejaban caer el balón y JuJu Smith-Shuster no lograba ser ese receptor que se esperaba y menos capitalizar puntos. La defensiva no lograba detener el ataque de Tom Brady, el marcador final sería un 33-3. Una derrota bastante dolorosa. Nosotros veíamos inexperiencia, apatía y es que era claro, sabían lo importante del encuentro, todos quieren pegarle al campeón en su casa y sobre todo se quería demostrar que el equipo dejó atrás los dramas y escándalos con Antonio Brown y Le’Veon Bell.

Se especulaba qué sucedería en la semana 2 y por el resto de la temporada: unos acereros vapuleados, un Roethlisberger golpeado y maltratado, una línea ofensiva humillada y una defensiva que fue fundida por segunda vez.

Roethlisberger se resintió del codo, no podía seguir más, al campo saltaba Rudolph y por un momento pudimos ver el posible futuro en la posición, lucio mejor en varios aspectos.

El equipo tiene que adaptarse y renovarse; parece que la gerencia entendió este mensaje y empezó a reforzar el equipo, realizando un cambio con Miami por Minkah Fitzpatrick, dando picks de 1 y 5 ronda para el 2020 y un pick de 6 ronda del 2021 y los Steelers recibiendo al jugador y picks de 4 ronda del 2020 y 7 ronda para el 2021. Estos movimientos parecen ser un mensaje de que van a apoyar con todo a Rudolph y reforzar lo mejor que puedan la defensiva para ser contendientes.

Quien sabe tal vez pudiéramos ver un cambio como cuando Tommy Maddox se lesionó y tomó las riendas Ben Roethlisberger.

Por Gerardo García (@GerardoGD15)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.